Casi un koan


 
Un día, el juez pidió a Nasrudín que le ayudara a resolver un problema legal.

-¿Cómo me sugerirías que castigue al difamador?

-Córtales las orejas a todos los que escuchen sus mentiras.

9 pensamientos +:

Veronica Curutchet dijo...

Excelente! realmente excelente, a mi me parece que sí es un koan. Mil besos!

unsui dijo...

Muy bueno!
Si no hubiese auditorio no habría difamadores
Si no se viese, no habría tele basura
Bss

El Ermitaño dijo...

¡Excelente! GasshÖ _()_

Anónimo dijo...

vaya! pues a mi me gustó pero que os guste a vosotros hace que me parezca mejor todavía :)

ane

Comando Dharma dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Comando Dharma dijo...

el domingo apunté esta cita de Dogen, ahora sé por que.
"Cuando la persona sincera enseña el Dharma sincero a la persona retorcida, la persona retorcida recibe el Dharma retorcido, cuando la persona retorcida enseña el Dharma retorcido a la persona sincera, la persona sincera recibe el Dharma genuino"

Saludos!
Toni

Anónimo dijo...

Dicho de una forma u otra, la cuestión es que abren las mismas puertas. Y todo lo que importa al final es que las puertas se abran y el Sol nos caliente a todos. Que era de lo que se trataba :) bss, Comando, como soy un poco mercenaria, utilizo cualquier cosa que tengo a mano para llegar al objetivo.

ane

Comando Dharma dijo...

Ya sabes, si tienes que pintar el Dharma vas a tener que usar todos los colores, o ninguno.

Anónimo dijo...

qué cierto, sí. Y qué hermosa imagen: "o todos los colores o ninguno" para pintar el Dharma.

Os hemos echado de menos en la sesshin aunque había más que dignísimos embajadores del Comando. Les hemos encargado besos y abrazos para todos vosotros y seguro que a la vuelta de sus vacaciones os los reparten generosamente.

Pues eso... :)

ane

Publicar un comentario